En 1,860 abril o mayo, los Padres Capuchinos, que evangelizaban el oriente del país, donaron a los habitantes del Valle de Olopa una Imagen de la Divina Pastora y promovieron la construcción de una iglesia, la cual se hizo provisionalmente de paja, recomendando que lo más pronto posible, se hiciese una más digna de la imagen. La presencia de la imagen de La Divina Pastora en el valle de Olopa, en el transcurso de los años, produjo aumento rápido de la población desarrollo urbano, acrecentamiento de la actividad económica y el Valle empezó a conocerse en la región como Valle de María; todo lo anterior hizo nacer en sus habitantes, indígenas en su mayoría, la idea de crear un nuevo municipio.

Hacia 1,870 marzo, según el Corregidor de Chiquimula don Juan Bautista Peralta, Olopa era un pueblo indígena, con una iglesia pajiza, y con la conveniencia de que un padre resida en el lugar.

El Valle de Santa María Olopa, como se conocía ya en la región, fue escogido por los misioneros para asentar en él, la imagen de la Divina Pastora por su densidad de población indígena 98% Chortí, por ser el centro de otros valles muy distantes de Jocotán, por el clima saludable, tierras feraces, vientos benignos y constantes, aguas puras y otros factores ambientales.

La tradicional feria titular de Olopa, dedicada a la virgen de la Divina Pastora, se celebra del 12 al 15 de marzo, donde su templo es visitado por muchos fieles de la región.

En el año de 1,934 se construyó la primera iglesia católica de Olopa, aunque en esos tiempos era solo un oratorio porque no tenía párroco oficial, estaba construida de barro y pino seco y con techo de paja, hasta que en el año de 1,976 a raíz del terremoto que afectó a todo el país esta iglesia fue destruida.

A partir de ese acontecimiento en adelante Monseñor Fernando Gamalero, inicio una serie de viajes alrededor del mundo para lograr recaudar fondos para la construcción de una nueva y mejorada iglesia, Monseñor Gamalero viajo a Brasil, Francia y Alemania, a su regreso y con la ayuda de los fieles de Olopa se pudo iniciar la construcción de la nueva iglesia. Pero esta iglesia sería diferente, pues tiene un estilo único y propio, porque a través de sus viajes, Gamalero fue tomando ideas acerca de las estructuras de las iglesias que el visitaba, es por eso que esta iglesia tiene varias peculiaridades, por ejemplo que las bancas no están dirigidas hacia el frente si no hacia el pasillo, como formando una mesa a la cuales todos son invitados, también el diseño del techo bastante inclinado, y claro el altar de mármol importado, son unas de las muchas cualidades que hacen que esta iglesia sea única.

 

Feria Olopa1_1

iglesiaFeria Olopa7